Search
  • Daniela Ochoa

La avena, ¿es un buen desayuno?



El problema con la avena es que aumenta el nivel de azúcar en la sangre y luego te da más hambre. También, a primera hora del día somos mucho mas sensibles a los carbohidratos así que si solo consumimos la avena esto nos pondrá en un estado de guardar grasa en lugar de quemarla. Mas que esto, a los carbohidratos de la avena le sumamos aquellos de las frutas y edulcorantes que usualmente la acompañan.


¡Es un postre con un disfraz!


Empezar la mañana con carbohidratos puede incrementar los niveles de “hambre” y antojos durante el día. Cuando comienzas tu día con azúcar, inicias un ciclo adictivo de antojos de azúcar y carbohidratos que durará todo el día.


Consumir proteína en el desayuno se ha demostrado que reduce la cantidad de calorías que consumes a través del día. En un estudio donde los participantes consumieron la misma cantidad de calorías pero que provenían de un revoltillo de huevos o de avena, aquellos que consumieron avena ingirieron 600 calorías adicionales al día con relación al grupo que desayuno con huevos.


Lo realmente interesante fue que en los análisis de sangre también encontraron niveles más altos de insulina, de azúcar en sangre y de hormonas del estrés (cortisol y adrenalina) en aquellos que comieron avena. Las calorías de la avena se comportaron de manera muy diferente a las calorías de los huevos.


Por eso en la medicina funcional vemos los alimentos no solo como energía, sino como información e instrucciones para tus hormonas, para tu cerebro, y para tu flora intestinal y sistema inmunológico.


Y no se necesitan décadas para que esto ocurra. Ocurre de forma inmediata.


Para acelerar la perdida de grasa, opta por un desayuno rico en proteínas como huevos, un batido o un pudin de chia. Si simplemente no puede renunciar a la avena, busca avena “steel cut”, y combínala con grasas y proteínas saludables como nueces, mantequilla de almendras y chía.


¿Entonces nunca mas puedo comer avena?


No, si puedes comerla, pero pensaría en la avena mas como un postre que un desayuno. Claro esta, si eres una persona muy activa o la perdida de grasa no esta en tus metas puedes consumirla y buscar balancearla con grasas y proteína. De lo contrario quizás sea mejor remplazarla por un tiempo para que puedas lograr tus metas.

322 views0 comments

Recent Posts

See All